browser icon
You are using an insecure version of your web browser. Please update your browser!
Using an outdated browser makes your computer unsafe. For a safer, faster, more enjoyable user experience, please update your browser today or try a newer browser.

I Cenci

cenci (6)little
Posted by on 4 March, 2011
Viva i coriandoli di Carnevale,
bombe di carta che non fan male!
Van per le strade in gaia compagnia
i guerrieri dell'allegria:
si sparano in faccia risate
scacciapensieri,
si fanno prigionieri
con le stelle filanti colorate.
Non servono infermieri
perchè i feriti guariscono
con una caramella.
Guida l'assalto, a passo di tarantella,
il generale in capo Pulcinella.
Cessata la battaglia, tutti a nanna.
Sul guanciale
spicca come una medaglia
un coriandolo di Carnevale.
Gianni Rodari

Nunca entendí bien como se tendrían que calcular las fechas del carnaval, pero sé que entre mi cumpleaños y él de mi padre habría que disfrazarse. Personalmente, nunca he sido contagiada por esta festividad, pero, admito, que tener amig@s de Viareggio puede hacerte cambiar idea. Allí, las fechas poco valen, los desfiles empiezan antes y acaban después y por un viareggin@ cualquier ocasión vale para disfrazarse. Claro, desde BCN tengo otra perspectiva (y una razón más para echar de menos a mi amiga Martina), pero hay temas carnavalescos que prescinden de la ubicación geográfica, y que – borda – se pueden encontrar encima de una mesa: en Livorno – y quizás en alguna otra parte de la Toscana – el carnaval se acompaña con los típicos dulces  llamados cenci (trapos), tal vez por su forma irregular se les parezcan; en cualquier otro lugar de Italia, cambian de nombre (Frappe en Roma, Bugie en Piemonte, Orillettas en Sardegna, quizás Chiacchiere sea el nombre más popular). Son rectangulitos, rombos – o, más en general, figuras de formas irregulares de masa dulce frita, son de color dorado y crujientes. En los últimos años – o desde que se han puesto de moda las anoréxicas – se encuentran mucho en la versión al horno (estás buenísimos, pierden un poco la forma irregular, pero si queréis fighting fritanga es una buena opción). Por supuesto, una receta tan popular tiene miles de variaciones, aquí, les dejo la receta del mítico Pellegrino Artusi con alguna pequeña variación:

  • 240 gramos de harina
  • 20 gramos de mantequilla
  • 20 gramos de azúcar
  • 2 huevos
  • 1 cucharada de aguardiente (se puede utilizar un vino dulce o un brandy)
  • 1 litro de aceite de girasol
  • 10 gramos de semillas de anís
  • Ralladura de cascara de limón
  • 1 pellizco de sal
  • Azúcar glace

Hacer el típico volcán con la harina,el azúcar y la sal. Añadir en el medio los huevos, la ralladura de limón y el licor               Amasar muy bien, trabajar muchísimo los ingredientes con las manos y dejar que repose un  rato. En el caso que la masa resulte blanda o pegajosa, añadir un poco de harina, en el caso  que no se amase bien añadir unas gotas de leche.            

 

    

     

 

 

 

 

 

 

 

 

Aplanar la masa con un rodillo hasta que se quede muy muy fina.

Luego con un cuchillo o con el cortador de masa festoneado (¿se dirá así en castellano?) cortarla en tiras de diferentes  formas (rectangulares, rombos), cortar alguna por el medio para doblarlas, trenzarlas o enroscarlas.


                 

Luego ponerlas en una sartén con el aceite caliente. Cuando empiezan a ponerse doradas, sacar i cenci de la sartén, escurrirlos y ponerlos en una bandeja con papel de cocina. Cuando estén más fríos, podéis espolvorear con azúcar glas y…¡Buon Carnevale!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>